¿Cómo combinar los pendientes de novia?

 

La cuestión de cómo combinar los pendientes de novia es un tanto delicada. Existen varios factores a tener en cuenta como el vestido e incluso el peinado que va a lucirse. ¡Hay que asegurarse de hacer la elección adecuada!

Como sabes, hay múltiples tipos de pendientes que pueden clasificarse de diferentes maneras: por su forma, por su cierre, por el material del que están hechos, por la piedra que llevan engastada… Las posibilidades son tantas que es fácil perderse y no saber cuáles son los pendientes de novia perfectos para ti.

Debes tener en cuenta que tu traje nupcial y los pendientes han de conjuntar entre sí. Por ejemplo, si tu vestido de novia tiene adornos de pedrería en los hombros no es recomendable que te pongas unos pendientes de brillantes largos para que ambos complementos no acaben eclipsándose entre sí.

Si vas a llevar un escote con los hombros al descubierto como un clásico corpiño de palabra de honor los pendientes largos son ideales puesto que atraerán todas las miradas. La idea es no caer en el exceso y conseguir un efecto sofisticado y lleno de glamour. 

Por otro lado, el estilo de tu peinado también influirá en la elección de los pendientes de novia. Los pendientes de perlas pegados a la oreja son realmente elegantes pero si vas a dejarte el pelo suelto quizá queden mejor unos pendientes más grandes y vistosos.

Un semirecogido tiene la ventaja de que va bien con casi toda clase de pendientes. Basta con que tu melena no se mueva tapando tu rostro para que puedas presumir de pendientes con independencia de su tamaño.

La moda también dicta que las mujeres bajitas deben decantarse por pendientes cortos o de botón. Esto es así porque se supone que los pendientes largos acortan la silueta femenina. No obstante, si eres de cuello largo podrás ponerte unos pendientes largos sin problema.

Los pendientes de diamantes son la estrella indiscutible del look de cualquier novia. En   nuestra joyería tenemos modelos en oro amarillo o blanco para que puedas llevarte a casa  los pendientes del tono que mejor encajen contigo.

Por último, no olvides que los pendientes son el modo más simple de incorporar una nota de color de tu vestido de novia. Un zafiro, por ejemplo, puede ser la solución para incorporar ese algo azul que necesitas.

En definitiva, aprender los trucos sobre cómo combinar los pendientes de novia es todo un arte. Si necesitas ayuda para dar con esa joya tan especial que vas a ponerte el día de tu boda recuerda que los profesionales de Joyería Dogma siempre estamos dispuestos a brindarte nuestro consejo.

 
Publicado en: Bodas, Mujeres y moda

Deja un comentario

Navegación Blog

Últimas entradas del blog

Chat