Tendencias para llevar varios pendientes en la oreja

 

¿Estás pensando en llevar varios pendientes en la oreja pero no sabes cómo combinarlos? Como siempre que hablamos de joyas la clave está en el equilibrio y en saber conjuntar piezas de distintos diseños, tamaños y materiales.

En líneas generales, los piercings en la oreja suelen situarse en las zonas del lóbulo y el cartílago. Los pendientes más grandes se colocan en el lóbulo mientras que el cartílago de la oreja se reserva para joyas más pequeñas. Esto es un truco básico para lograr que los pendientes no se tapen entre sí o no acaben enredados unos con otros.

Podría decirse que no existe una cifra límite al número de pendientes que puedes llevar en una misma oreja. Sin embargo, antes de hacerte un agujero nuevo debes pensar en las dimensiones y en la forma de tus orejas para que tu look no quede demasiado recargado o acabes por hacerte daño en aras de la moda.

Modelos para llevar varios pendientes en la oreja

Pendientes de aro

Como ya dijimos en nuestro artículo sobre los tipos de pendientes una de las ventajas de los aros es que no pesan mucho. Fijarse en estas cosas es esencial cuando se pretende lucir dos a más pendientes en una misma oreja. 

Y si no quieres tener problemas con las alergias las piezas hechas en oro de 18 quilates son la elección adecuada. Aunque llevar sólo argollas de oro puede parecer algo soso recuerda que siempre puedes darle un toque diferente a tu estilo escogiendo aros de distintos tamaños o poniéndote aros con colgantes de distintas formas que podrás cambiar según la ocasión.

Pendientes de perlas o circonitas

Los pendientes de oro de circonitas o de perlas son todo un clásico que nunca pasa de moda. Ten presente que las piedras que adornan estas joyas son muy vistosas por lo que es mejor conjuntar estos pendientes con otros más sencillos.

Pendientes desparejados

Llevar varios pendientes en la oreja te da gran libertad a la hora de escoger que piezas deseas lucir. No tienes por qué limitarte a usar varios pares de pendientes sino que puedes diseñar un patrón único para cada oreja. Esta alternativa te permitirá dar rienda suelta a tu creatividad y a tu lado más desenfadado por lo que te recomendamos que la pongas en práctica en los eventos más informales.

En definitiva, cuando se trata de ponerse varios pendientes en la oreja hay múltiples alternativas. La imaginación es el límite ya que la única regla es procurar que el resultado final sea favorecedor y que todos los pendientes elegidos puedan brillar con luz propia.

 
Publicado en: General, Mujeres y moda

Deja un comentario

Navegación Blog

Últimas entradas del blog

Chat